SOLO AQUELLOS QUE SE ARRIESGAN A IR DEMASIADO LEJOS PUEDEN DESCUBRIR LO LEJOS QUE SE PUEDE LLEGAR

Muchas conquistas en el mundo son el resultado de las grandes aspiraciones que han tenido hombres notables. Tener presente los riesgos que se pueden encontrar al aspirar alcanzar cualquier objetivo es primordial para conocer los obstáculos que se nos presentan. Clarificar el objetivo que se desea alcanzar es fundamental para asumir cualquier tipo de riesgo cuando la meta es obtener lo que realmente deseas.

Descubrir tus verdaderas habilidades te permite llegar tan lejos como verdaderamente lo anhelas.

 

Las habilidades son innatas y se pueden apreciar en forma de aptitud en el desarrollo de nuestras vidas. La destreza que demostramos para resolver algún tipo de problema que se nos presenta en la existencia nos ayuda a realizar con éxito cualquiera actividad.

La audacia que está implicada en la acción del riesgo en ocasiones nos permite alcanzar un objetivo determinado cuando esta acción no presenta un peligro de exterminio contra nuestra propia vida y esto hay que tenerlo presente.

El tamaño del riesgo debe ser directamente proporcional con el objetivo para que verdaderamente se pueda obtener un verdadero triunfo. Experimentar un riesgo que pondría en peligro nuestra existencia no nos traerá ningún tipo de beneficio pues podría llevarnos a la muerte.

 Los grandes logros que ha tenido la humanidad se deben a hombres que han sabido asumir  riesgos.

 

Proponerse un objetivo específico es fundamental para desarrollar una motivación en la vida.

Sin embargo cada una de las grandes acciones que se han realizado en la humanidad ha estado sujeta a riesgos notables. Hombres destacados han descubiertos múltiples continentes y cuando planificaron grandes conquistas asumieron los riesgos que estaban envueltos en estos eventos.

El arriesgarse por obtener su objetivo principal los llevo a conseguir su gran meta proporcionándoles un magnifico triunfo.

 

En la cotidianidad estamos sujetos a infinidad de riesgos que en muchas ocasiones vale la pena tomarlos porque el triunfo que se obtendrá lo acredita.

Situaciones ordinarias nos presentan algunos obstáculos para lograr los objetivos que deseamos alcanzar.

Sin embargo la sabiduría nos indica que debemos analizar con detenimiento si verdaderamente el objetivo a obtener justifica el riesgo al que nos vamos a enfrentar.

Si después de realizar ese análisis realmente queremos llegar lejos debemos aceptar el riesgo que se nos presenta para poder saborear el verdadero triunfo producto de un gran esfuerzo asumido conscientemente.

 

Felipe-González-Gervaso-Enprendedores

 

 

Share This