Blog de Felipe González Gervaso

Emprendedor: ¿Ofrecer lo que yo quiero o lo que demandan los clientes?

Para el experto en emprendimiento y marketing, Felipe González Gervaso, los clientes pueden darle un giro trascendental a una empresa ayudándolos a alcanzar el éxito, pero tampoco niega que también pueden conducir a un negocio hacia el fracaso.

Con este argumento, el especialista nos hace saber que los consumidores son cruciales para cualquier compañía, pero ¿esto significa que siempre hay que ofrecerlos lo que ellos quieren?  Ante esta interrogante, González Gervaso nos orienta una vez más.

Es verdad que… ¿el cliente siempre tiene la razón?

 

Las creencias populares nos han hecho pensar que “el cliente siempre tiene la razón”, y que su condición los pone siempre en una posición favorable ante las empresas. Sin embargo, sostener esta filosofía podría ser muy peligroso para un negocio.

Conforme a los planteamientos de nuestro especialista en emprendimiento, el consumidor no siempre tiene la razón; por el simple motivo de que no es un experto en el producto o servicio que la empresa ofrece.

 

Hay que darles lo que quieren, ¿sí o no?

A veces el cliente sabe lo que quiere, pero no conoce lo que necesita, incluso lo que necesita no siempre es lo mejor para él, así lo asegura Felipe González Gervaso. Ahora, ¿siempre hay que asentarse a sus demandas? La respuesta es… ¡no!, por tres aspectos fundamentales:

  • Realizar lo que el cliente siempre desea podría afectar hasta al propio consumidor. Si un negocio accede a todo lo que demanda; sin asesorarlo, cuestionarlo, hacerle recomendaciones, incluso contradecirlo en algunas ocasiones, esto podría traducirse en un daño para él.

 

  • Al producir un daño en el cliente, la reputación también podría verse perjudicada por no proporcionarle una atención profesional y comprometida con la satisfacción o seguridad del consumidor.

 

  • Los clientes no son los encargados de fabricar el producto o de ofrecer el servicio, así que ellos no son expertos en la materia. A veces los consumidores no son capaces de medir las consecuencias o el alcance de una pésima decisión, por ello, el deber de la empresa es asesorarlo.

Emprendedor-1z1-Felipe-Gonzalez-Gervaso

 

En síntesis, el experto Felipe González Gervaso, nos explica que la responsabilidad de una empresa no es aceptar de forma pasiva las demandas del cliente por temor a perder el negocio, pues el deber de toda compañía es guiar al consumidor en función a lo que necesita y lo que es mejor para él.

 

 

Share This
A %d blogueros les gusta esto: