Blog de Felipe González Gervaso

El estudiar continuamente nos garantiza llegar a límites máximos de excelencia. La preparación en cualquier ámbito de la vida debe ser constante y nos permite elevar nuestros niveles de conocimiento. El nutrir nuestro intelecto constantemente nos da la garantía de llegar a alcanzar un gran aprendizaje. Siempre debemos esforzarnos en alcanzar nuevos objetivos en la adquisición de conocimiento en cualquier área para lograr ir a niveles de magnificencia.

El esfuerzo constante nos garantiza momentos de excelencia

Esforzarnos constantemente para lograr la superación personal nos lleva a grandes niveles de excelencia que nos dan la pauta para seguir una preparación sin límites. El nutrir constantemente el conocimiento con literaturas sobre áreas específicas debe ser una premisa que acompañe la información que nos sea suministrada. La excelencia debe ser siempre buscada en cualquier ámbito aun cuando la iniciativa sea mediante nuestros propios pasos. La meta que debe imponerse cualquier individuo es alcanzar un conocimiento integral. Buscar el perfeccionamiento constante se logra cuando persistimos en alcanzar el conocimiento verdadero. Se debe manejar paciencia y serenidad en el camino hacia la excelencia.

 

Los límites impuestos por la sociedad no deben ser obstáculos para alcanzar la excelencia

La sociedad con sus normas establecidas desde tiempos remotos da indicaciones al hombre de lo que es la excelencia y esto lo podemos apreciar en la manera como se han establecido los estudios superiores.

Sin embargo debemos estar preparados para romper estos parámetros establecidos y colocar pautas que nos indiquen el camino a seguir para lograr niveles de verdadera superioridad que nos satisfagan.

En algunas ocasiones los parámetros establecidos por la sociedad se establecen para llenar formulismos.

Debemos aprender a soltar y dejar ir aquellos parámetros que realmente no nos convenzan y nos parezcan deficientes.

 

Podemos buscar la excelencia en cualquier objetivo o etapa de la vida utilizando estrategias planteadas con anterioridad que nos ayuden a solidificar los conocimientos y a seguir buscando aquellos que consideramos bajo nuestro punto de vista conocimientos con altos niveles de excelencia.

Cada una de estas señalizaciones lleva pautado un tiempo que debe ser expresado sin límites de velocidad. Para conseguir verdaderamente la excelencia el individuo debe someterse a una preparación continua sin límites de tiempo.

Cada etapa posee su momento de descanso que nos servirá como momento de reflexión y de impulso para continuar sin límites el camino que deseamos.

 

 

Share This
A %d blogueros les gusta esto: