Blog de Felipe González Gervaso

El triunfo y las dificultades en los negocios.

En los negocios, de alguna manera igual que en la vida personal, existe una relación simbiótica entre el triunfo –o el éxito –y las dificultades para lograrlo. Y es que resulta paradójico pensar que, sin dificultades es poco probable que alcances un nivel de éxito respetable, como para ser considerado un triunfador. En todo caso, cabe preguntarnos entonces ¿en qué se basa esta relación simbiótica? ¿Cómo es posible esta paradoja?

La respuesta a estas cuestiones, es más simple de lo que parece. Tiene relación con la experiencia acumulada que es directamente proporcional a la capacidad de respuesta ante circunstancias similares. Así que la respuesta más corta es, adaptación. Es muy importante formarse adecuadamente para llevar adelante tu proyecto de negocio. Y ser considerado un emprendedor exitoso. Pero, tal formación resultaría inocua, si no se aprende cuando aplicar apropiadamente cada técnica o dónde y cómo usar correctamente las herramientas obtenidas. Y esto lo ofrece la experiencia.

La experiencia. Aprender de los errores y saber repetir los aciertos.

La experiencia de un emprendedor, un triunfador en los negocios, se basa en el ensayo y error. Asimismo establecer adecuadas analogías de causa-efecto es posible gracias a la correcta relación entre el conocimiento formativo y la experiencia de hecho. Lo que perfila un criterio asertivo en tu perspectiva de las cosas y mejora la capacidad estratégica del pensamiento.

Por estas razones, el triunfo e igualmente saber sortear adecuadamente las dificultades, van más allá del estereotipo del buen emprendedor. Si bien es importante tener un cierto nivel de carisma, buena formación y visión innovadora, el poder tomar decisiones bajo presión que sean adecuadas además, exige desarrollar otras habilidades extras.

Y es aquí precisamente donde entra la experiencia, todo aquello que se ha aprendido de los errores cometidos y de los aciertos obtenidos.

Cómo lograr el éxito y sortear las dificultades.

Primero, te permitirá analizar con rapidez y anticipación los escenarios posibles que cada opción ofrece antes de tomar decisiones, incluso bajo presión. En resumen, estudiar tus movimientos estratégicamente en relación con el contexto presente, antes de hacer cualquier movimiento, te ayudara a ser asertivo la mayoría de las veces.

En segundo lugar, mantén tu mente claramente enfocada en identificar todas las posibles consecuencias de cada decisión.  Así tu equipo y clientes podrán confiar en ti, pues reconocerán tu criterio analítico y atento a todas las posibles aristas en cada situación. En resumen, generas confiabilidad. Porque muestras ser un emprendedor con capacidad de solucionar.

En tercer lugar, debes poder ser capaz de guiar negocio de emprendimiento y a tu recurso humano para que puedan adaptarse en todo momento a las circunstancias. De tal forma que se vuelva un comportamiento cotidiano y proactivo en tu proyecto. Esta características, te mantendrá a la vanguardia de los avances, tanto del mercado como de tu nicho en sí.

Por último, debes ser siempre consistente con tus palabras y acciones. Debes además, enfocarte en los posibles resultados –sean positivos o negativos –y aplicas siempre, la manera más apropiad tus conocimientos y experiencia.

 

 

Felipe Gonzalez Gervaso-58El triunfo y las dificultades en los negocios.

El camino adecuado para triunfar.

En resumen, la aplicabilidad sostenida tanto de tu capacidad de análisis estratégico, tu experiencia y formación, así como de tu carisma y apropiada guía, permitirá que tanto tu equipo como tú mismo, superen las expectativas planteadas en números positivos. Manteniendo así un progreso sostenido capaz de superar las dificultades en todo momento.

Con estos sencillos pasos, lograras superar las dificultades para llegar el éxito. Así como también, te mantendrás claro en tu momento de triunfo, consolidando tú negocio en el competitivo y complejo entorno de mercado en cualquier emprendimiento.

Finalmente, trata de aceptar siempre sugerencias o mejoras con respeto y humildad. La autosuficiencia en los negocios, igual que en la vida, es el camino rápido hacia el fracaso.

Si nuestro artículo te ha ayudado en tu proceso de preparación en tu emprendimiento, no olvides entonces, compartirlo en tus redes sociales, para que podamos alcanzar más emprendedores como tú.

 

Share This